CLÍNICA IDEA


Las Clínicas
Distrito Federal
Colonia del Valle

>> Ver Mapa

Jalisco - Guadalajara
Pablo Casals 615
Prados Providencia

>> Ver Mapa

Nuevo León -
Monterrey
2 de Abril 1901

>> Ver Mapa



 

Inicio > Artículos > Implantes Dentales de oseointegración en una o dos etapas

Implantes dentales - De oseointegración en una o dos etapas

Por Efrain Teimplan

Los implantes dentales de oseointegración como solución a problemas estéticos


En la actualidad, podemos observar cómo se hace cada vez más necesario para las personas el poder cuidar de su estética dental. Por ello, los implantes dentales han cobrado una gran popularidad en el mercado de la belleza y de la salud.

Se dice que un implante dental es de oseointegración cuando el metal utilizado, el titanio, se integra perfectamente a la cavidad ósea sin producir ninguna reacción por parte del cuerpo. Es importante saber que cuando son de oseointegración pueden hacerse de dos formas distintas. Todas las personas deberían conocer cuáles son las diferencias, ya que el no conocerlas podría terminar llevándolas a una mala elección.

La diferencia central entre los implantes dentales reside básicamente en el tiempo; sin embargo, existen también otro tipo de consideraciones de método que deben ser aclaradas. En este sentido, es necesario especificar las diferencias entre los implantes que se hacen en una sola etapa y aquellos que se hacen en dos.

A continuación, se expondrán algunos puntos de vista sobre las implicancias que acarrean los implantes dentales con las características que mencionamos, a fin de que el público pueda contar con los conocimientos básicos necesarios para elegir la opción que más le convenga.


Implantes dentales que requieren dos etapas

En principio, las prácticas de implante dental eran realizadas en dos etapas. Con esto, se podía asegurar que la cirugía sería completamente exitosa. El procedimiento que requieren los implantes dentales en dos etapas puede ser bastante extenso y requiere de una segunda cirugía menor.

Para establecer las dos etapas de colocación de implantes dentales se sigue el protocolo establecido por Branemark (1977). Uno de los puntos más resaltantes del procedimiento es la estabilidad y la ausencia del más mínimo movimiento. Esto debía ser suficiente para asegurar el éxito de la integración.

Normalmente, los implantes dentales osteointegrados se anclan con éxito en el hueso; sin embargo muchas veces, si existen movimientos en la cicatrización, los implantes pueden llegar a ser encapsulados por los tejidos blandos, lo que determinaría el fracaso de la operación.

De esta manera, cuando los implantes dentales se colocan en los tejidos blandos el tiempo de cicatrización es de tres a cuatro meses en el maxilar inferior y de seis a ochos meses en el maxilar superior. Definitivamente, esto hace que el tiempo de duración del total del procedimiento sea bastante largo, pero al mismo tiempo asegura el éxito de la operación.

La segunda cirugía requerida suele ser menor; sin embargo, después de ella se deberá respetar al menos dos semanas de cicatrización para que el tejido blando termine de estabilizarse en el pilar penetrante, a fin de garantizar también un resultado estético positivo.


Implantes dentales que requieren una etapa

El procedimiento en el que se requieren dos etapas implica que los implantes dentales se coloquen bajo la mucosa oral, por lo que, como mencionamos anteriormente, se requiere de una segunda cirugía menor. Sin embargo, cuando en vez de sumergirlos se hace que penetren la mucosa oral nos encontramos ante un procedimiento de una sola etapa.

La técnica de los implantes dentales de una sola etapa es compartida por autores como Buser (1988). Una de las características fundamentales de este procedimiento es que los colgajos se suturan alrededor del cuello pulido de los implantes. De esta manera, se evita la necesidad de una segunda intervención quirúrgica.

Se han llevado a cabo diversos estudios de investigación para verificar si existe alguna diferencia clínica en los implantes dentales de una etapa y los de dos etapas. Sin embargo, no se ha hallado ninguna evidencia que marque una diferencia clínica contundente. Por otro lado, es recomendable que se realice un procedimiento de dos etapas si no se logra una estabilidad inicial óptima.

Cabe resaltar que los implantes dentales que se realicen mediante dos etapas siempre serán bastante más seguros, y deberían aplicarse indefectiblemente siempre que se presenten complicaciones iniciales o una situación no óptima.


Conclusiones

No se puede decir categóricamente que la práctica de implantes dentales de oseointegración por medio de una etapa será más arriesgada que una práctica mediante dos etapas. Lo importante es hacer un diagnóstico previo adecuado para poder tomar en cuenta cualquier inconveniente antes de elegir si es necesario hacer la operación en una o dos etapas.

Ambos tipos de implantes dentales presentan sus pro y sus contras. Por un lado, el implante dental que se realiza en dos etapas requiere mucho más tiempo de cicatrización; sin embargo, asegura que ni el más mínimo movimiento atente contra la consolidación. Por otro lado, en una sola etapa la persona puede librarse de una segunda cirugía, que siempre conlleva molestias y posibles complicaciones.

Como advertimos en líneas anteriores, se han hecho estrictos estudios de investigación para corroborar la diferencia clínica entre ambos procedimientos de implantes dentales y no se ha podido llegar a un conclusión categórica, por lo que podemos decir que la conveniencia de una u otra práctica reside más que nada en las condiciones y necesidades específicas de la persona que se someterá al tratamiento.



Bienvenido | Implantes dentales | La Clínica | Solicite una cita | Mapa del sitio

Copyright 2007 © http://www.implantesdentalesmexico.com.mx